semillas de Moringa

Semillas de Moringa oleífera

30 de Enero de 2019

Como ya hemos visto en una entrada anterior, del árbol de la moringa oleífera se aprovecha todo: flores, hojas, raíces, corteza… y también las semillas. El fruto de la moringa es una cápsula alargada o vaina, que contiene grandes semillas redondas, cuando se recolectan suelen estar verdes, por eso se deben dejar secar unos días, y luego extraerlas para su uso y consumo.

Moringa Nature amplía su producción y lanza al mercado un nuevo producto: la semilla de moringa oleífera, 100% ecológica, por supuesto. Para poder garantizarlo, nos encargamos de cultivar, transformar y envasar todos nuestros productos.

Usos de las semillas de moringa oleífera:

  • Consumo directo. La semilla de moringa oleífera 100% ecológica de Moringa Nature, está lista para ser consumida. Son redondas y tienen un tamaño medio, parecido a una cápsula. Se recomienda masticarla, quitando la cáscara porque es dura y puede ser costoso digerirla (por eso es mejor no tragarla entera), aunque otras opciones son molerla y espolvorearla sobre zumos o infusiones, o dejarla en remojo unas 24 horas para que se ablande y pueda masticarse más fácilmente. La dosis recomendada oscila entre 2 y 3 semillas al día, nunca sobrepasar 4 semillas al día, pues los efectos podrían ser adversos.
  • Purificar el agua. La composición de su interior logra atraer y eliminar las impurezas, así como eliminar prácticamente el 100% de las bacterias existentes en el agua. Incluso la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, FAO recomienda su uso. Para saber más sobre este tema, os recomendamos nuestro artículo sobre la labor que lleva a cabo KoomConsulting y que visitéis su web. Esta empresa está realizando un estudio comparativo para determinar la eficacia de la semilla de moringa oleífera frente a los productos químicos convencionales en el tratamiento de aguas potables.
  • Aceite de moringa oleífera puro. Se obtiene mediante la compresión en frío de las semillas de moringa. Sus valores y propiedades nutricionales se mantienen, por lo que es muy apreciado su uso culinario. Además, el aceite es muy preciado en cosmética, con el que se elaboran múltiples productos, sirve para mantener hidratada la piel, tiene propiedades antioxidantes por lo que evita el envejecimiento prematuro, mejora la regeneración de las células de la piel y ayuda a reparar el cabello aportando brillo y suavidad.

Propiedades de las semillas de moringa oleífera:

  • Proteínas, 100% de origen vegetal y por lo tanto 100% recomendables para complementar la dieta de personas vegetarianas y veganas. Cabe destacar, que nuestra Semilla cultivada en Almería, contiene más de un 35% de proteína. 
  • Aceite graso, ácido esteárico, ácido behénico y ácido oleico.
  • Omega 3, 6 y 9.
  • Vitamina A, necesaria para el mantenimiento y la mejora de la visión, incluso puede previene ciertas enfermedades oculares.
  • Zinc, elemento clave para la producción adecuada de la insulina, por lo que es recomendable para controlar la diabetes.
  • Hierro, potasio, fósforo, calcio, magnesio, selenio y triptófano.

Beneficios de las semillas de moringa oleífera:

  • Nutritiva, aporta proteínas, minerales y vitaminas esenciales, por lo que es un complemento ideal para nuestra dieta.
  • Antioxidantes, gracias a la gran cantidad de destructores de radicales libres de nuestro organismo, ayuda a frenar el envejecimiento prematuro de las células del cuerpo, mejora su regeneración y la producción de colágeno.
  • Aporta nutrición y reparación de la piel y el cabello, de hecho, es muy apreciada en cosmética, se usa para la elaboración de jabón, gel, champú y cremas.
  • Mejora la función cardiaca y ayuda a controlar la presión arterial.
  • Antiinflamatorias, es un buen aliado de las enfermedades artríticas, además ayuda a aliviar el dolor asociado a estas afecciones de las articulaciones.
  • Regula los niveles de azúcar en sangre, se recomienda para la diabetes.
  • Fortalecer sistema inmunológico, gracias al aporte de vitaminas A y B.
  • Previene y mejora enfermedades ópticas, colaborando con el correcto funcionamiento de la visión.
  • Controla colesterol, ayuda a reducir los niveles de colesterol en sangre gracias al aporte de ácido oleico.
  • Aumenta la capacidad de producir leche materna en las mujeres lactantes, mejorando la calidad de la alimentación del bebé.
  • Facilita la digestión, es una fuente natural de fibra.
  • Ayuda a bajar de peso, debido a que la moringa acelera el metabolismo.
  • Previene la aparición de anemia por su gran aporte de hierro.
Archivado en Cómo consumir Moringa, Qué es la Moringa